Si bien yo no tengo demasiados problemas a la hora de salir de la cama por las mañanas, reconozco que no es el caso más común. Son mayoría las personas que les cuesta levantarse de la cama, sobre todo en invierno, cuando hace frío.
No hablo de los fines de semana, cuando uno está desocupado ó no tiene obligaciones ni horarios que cumplir, pero cuando hay que ir a trabajar no hay excusa que valga, o nos levantamos o nos levantamos.

Para todos los remolones, les voy a recomendar una gran aplicación llamada Alarmy. Es una simple idea, de esas que se nos podian haber ocurrido a cualquiera, pero no. Esta aplicación es un despertador que nos obliga a levantarnos de la cama sí o sí para poder desactivarla. Tal como dicen sus creadores en la web “La alarma mas molesto del mundo”

alarmy0

La única manera de apagar la alarma es levantándonos y tomando una foto que previamente hayamos configurado. Por ejemplo, podemos configurar que se apague cuando le tomemos una foto al inodoro o a la puerta de casa.

Cuando la alarma comience a sonar, no nos quedará otra que levantarnos, ir al baño (o a la puerta, o al lugar que hayamos especificado) y tomar la fotografía, de otra forma no se podrá desactivar. Una vez que hicimos todo eso, ya no hay excusas para seguir adelante y comenzar el día. Creo que puede ser un método infalible para todos aquellos a los que les cuesta levantarse.

Alarmy está disponible para dispositivos Android (gratis) y para iOS (2 dolares) en las respectivas tiendas de aplicaciones.